There is no such thing as WOM

jueves, octubre 09, 2003

Mergers & Acquisitions or Hostile Takeover? 

    
James Bond, cuando se disfraza de banquero, dice trabajar en "Hostile Takeovers". Es una figura del mundo de las finanzas para describir cuando una empresa, a punta de dinero en efectivo (el recurso más caro de todos) se hace del control de otra, normalmente su competencia. En negocios es el equivalente a la Wermacht. Pura vil y llana invasión. Tipo Sharon. En cambio, la primera Guerra del Golfo, la que se hizo por la "liberación" de Kuwait, tiene más la cara de una "merger". Como sea, una merger es una situación de guerra. Eso de llamarla "fusión" me parece un eufemismo ya que cualquiera que conozca medianamente el ambiente decorativo (aka corporativo) sabe que las guerras de poder son tan cabronas en la oficina como en el campo de batalla. Yo soy pacífico y pacifista por naturaleza. Por flojo o webon, escojan la que más les guste. Pero veo que eso me ha traído más perjuicios que beneficios. Profesionalmente, por evitar los madrazos, siempre me voy por la tangente. Hasta hoy el ser más o menos joven me había salvado. Bueno, hasta hace dos años. Ahora, a los casi 32, ya no soy nada joven. A mi edad mi padre ya tenía dos matrimonios, mi madre un hijo en la secundaria y mi tía estaba a 8 años de ser abuela (brrrr). Por lo visto, mis días de pacifista corporativo han terminado. Tengo que elegir arma y armadura. Será espada, soy más esgrimista que tirador. Creo. Averiguo y les aviso.

Armando Samano lo opinó a las 10:33 a.m.