There is no such thing as WOM

martes, noviembre 30, 2004

The happiest days of our lives 

    
Hoy cumple 25 años The Wall. Para 1979 el rock progresivo ya había sido institucionalizado por el mercado (como después lo fue el punk y el grunge y un largo etcétera) y a decir de muchos ya había producido sus mejores obras. Zappa había producido ya Joe's Garage, King Crimson, In the court of the Crimson King y Genesis, Lamb lies down on Broadway. El mismo Floyd había producido el disco que representaba comercialmente la corriente progresiva: The Dark Side of the moon.

Cuando yo era niño fui enseñado a ver el grafitti con malos ojos. No sólo por mi familia; frente a mi escuela primaria estaba la Voca 1 (Centro de Estudios Científicos y Tecnológicos, CECYT 1) que era algo así como el "Cuckoo's nest" de los estudiantes chilangos. Me tocaba ver seguido los camiones de vinos y licores detenidos y su cargamento tirado en la avenida 510. Eran los famosos "porros", grupos de choque patrocinados por el gobierno para hacer desmadre. Afiliados a ellos, los "estudiantes" tenían patente de corso para pillerías y por lo tanto, menos cabeza para organizarse y "rebelarse". También, si surgía un grupo con cariz verdaderamente rebelde, los mismos "compañeros" eran encargados de "ablandarlos". Estamos hablando de 1978, el "halconazo" del 71 estaba relativamente fresco en la memoria colectiva.

México vivía un ambiente de moderada represión. Había ciertos guiños con la izquierda dura e incluso por esos años empezó a haber financiamiento oficial para el Partido Comunista Mexicano. Por supuesto, junto con el "pan" venía el "palo" y en cuanto las actividades proselitistas rebasaban cierto límite (en tono, en variedad, en extensión geográfica) eran inmediatamente reprimidos y con todo el peso de la ley del garrote.

Uno de los hermanos de mi madre, Gerardo, en ese tiempo tendría unos 15 años. Era "estudiante" y por lo tanto rebelde y desmadroso. También era rocanrolero. Le gustaban Zeppelin y Who. Juraba que no lo volverían a engañar y que se iría en su escalera al cielo. Pintó con brocha gorda, en la puerta de su cuarto, en 1980, los ladrillos de La Pared y la famosa leyenda "Pink Floyd, The Wall". Yo, cuando lo visitaba, me causaba entre miedo y asco.

Siete largos años después del lanzamiento de ese famoso disco, habiendo yo recorrido los fangos musicales de Timbiriche, Parchis y Michael Jackson, me quedé escuchando en la noche Rock 101, una mítica estación de radio del DF donde muchos aprendimos algo de música. Habían organizado una votación sobre los álbumes más influyentes de la historia. Seargent Pepper's Lonely Hearts Club Band era el número 2 y ese bien que lo conocía. Mi madre siempre fue fan de los Beatles y lloró, como muchas mujeres de su época y edad, la muerte de Lennon (y la de Harrison, hace menos tiempo). The Wall era el número uno, según la votación de los radioescuchas chilangos. Fue amor a primera oída. No sé qué se necesita tener en las venas para recibir esa música, pero era justo lo que yo traía en esa época. Comfortably Numb me la vivía las noches, con mi young lust, mi espera por los gusanos y los días, los más felices, eran solamente una forma de construir mi vida. Un ladrillo en la pared que me envolvía.

Ahora me siento como miembro de una religión antigua, casi ancestral. Como depositario de recuerdos y memorias de las que ya casi nadie quiere tener posesión. Grafitear pasó a ser un "commodity". Gritar a la autoridad es una obligación. Preguntarse el sentido de la existencia es a lo mucho un lugar común.

Armando Samano lo opinó a las 8:35 a.m.

viernes, noviembre 26, 2004

Cuando más oscuro está 

    
Es que se fue la luz. O te quedaste ciego.

Ganas de quedarse quieto y ver caer encima los acontecimientos, el granizo, las deudas, las dudas y los acreedores. Descansando, por supuesto, ya que es la intención de permanecer quieto, no necesariamente inmóvil pero sí, ¿porqué no?, en un mismo sitio.

La figura del programa de TV o la película que resume 10 días (o fueron 17?) en un capítulo me resultó familiar, incluso deseable. Ya es la época de "el próximo año será el bueno" y todo mundo pensando en el melate porque no hay otra forma de tener éxito que tener mucho dinero. Digan lo que digan. Si, la voz del pueblo me vale madre y también la voz de la razón.

Brincando para no caer o para no quedarme tirado, o por lo menos para no seguir parado, entre la garganta infectada y el estómago podrido por el estrés no encuentro camino sosegado al fin de año.

Son las nubes las que no dejan ver el sol y las que portan la lluvia que hace crecer las cosechas. Ellas mismas hacen las dos cosas.

Armando Samano lo opinó a las 3:17 p.m.

Organigrama mata carita 

    
Puesto que ando lento para hacer posts (falta de tiempo, salud, ocurrencias y vivencias), tengo que hacer una entrega urgente para felicitar al Santo Padre de la Iglesia Batiana. Manuel Lomelí festeja hoy su cumpleaños y huelga decir que la Iglesia Batiana está de plácemes. Santo Padre, gracias por hacer nuestra Iglesia cada día mejor. Manuel, gracias por seguir vivo a pesar de tus intoxicaciones!

Armando Samano lo opinó a las 2:29 p.m.

miércoles, noviembre 24, 2004

En los pasillos del Reforma 

    
Los lectores mexicanos sabrán que, de alguna forma, el Reforma es el diario más influyente de México. Aunque tiene un muy evidente corte derechista (el dueño, Alejandro Junco de la Vega, es miembro de la elite industrial regiomontana por derecho de sangre de varias generaciones) su labor periodística destaca como lo hace el tuerto en tierra de ciegos. No es magnífica, pero no es dificil ser el mejor entre el Milenio, diario grillo que sirve para que los políticos, por medio de filtraciones a sus columnistas favoritos, se manden recaditos públicos, La Jornada, aferrada a su tono culturoso de izquierda antidiluviana (antediluviana, como chingados se escriba) que, pese a su anacronismo, aún cuenta con una importante legión de seguidores; y El Universal, diario que nomás cumple con repetir boletines de las agencias informativas y tener una sección de chismes y espectáculos que le hace el caldo gordo a las estrellitas de Televisa.

Dado que ese es el panorama de los medios impresos mexicanos, hay que conformarse con lo que hay. Parte del ritual de los domingos "mañana-mediodía" en la familia Sámano Solís es la lectura paciente de los enormes mamotretos y las revistas dominicales de esos periódicos, más El País español. Y también procuro comprarle a Jime su revista, que oscila entre National Geographic, Witch, Revista Nickelodeon, etc.

El domingo 14 de noviembre el suplemento cultural dominical "El Angel" del Reforma (no hay link, el sitio es de pago) dedicó su tema principal a la cultura hacker. Cuando un suplemento de esos decide un monotema es previsible cómo será la cobertura: Entrevista con el número uno del tema (Miguel de Icaza, en este caso, mítico hacker mexicano), opiniones sobre grandes expertos "mexicanos y extranjeros" y uno o dos escritos "culturosos" que den un tinte "social" a un tema que es bastante técnico.

Ya me imagino a los editores del suplemento cuando su jefe les dio la instrucción de hacer dicho monotema: "A quién conoces 'que sepa de computadoras' wey?", "pues conozco a un wey, pero no sabe escribir", "no wey, esto es un suplemento cultural, necesitamos algo muy 'literario'", "ahh, pues están los weyes esos escritores que escriben por internet, esos deben saber de hackers, no wey?", "'escritores que escriben'?, cómo serás pendeja!, pues ni modo que escritores que cocinen!", "oh bueno, yo estoy pensando en cómo darte ideas para rellenar la columna 8 de la página 3" (la más nice de todas).

Y fácil, llamemos a uno de esos "escritores por internet" que "algo han de saber de computación". El resultado lo pueden ustedes leer (si no tienen mucho sueño) en el Blog de Heriberto Yepez, en su segundo escrito del 15 de noviembre (no hay permalink, el tipo no sabe bloguear). Es verdaderamente patético que alguien acepte escribir por encargo sobre algo que, evidentemente, ignora TANTO. Yo no soy especialista en cultura hacker, pero cualquiera sabe la diferencia entre un hacker, un geek, un lammer, un nerd. Todos son entes cibersociales diferentes, e incluso entre los hacker hay clasificaciones. Vicerversa, mítica revista de finales de los 90, hizo el gran reportaje mexicano sobre cibercultura. Después de haber visto publicado eso y después de ver la pésima entrevista que le hicieron a Icaza y el rábano de escritor que escogieron para "hablar culturalmente del hacker" no puedo sino lamentar estar en un medio tan pobre de prensa impresa.

Armando Samano lo opinó a las 4:39 p.m.

martes, noviembre 23, 2004

Oye Veto 

    
Enriiique!!!!! (entiendo que en España son Blas y Ernie). Acá los personajes de Plaza Sésamo se conocieron siempre como Beto y Enrique.

Veto es, por ahora, la t-shirt de moda en la política mexicana. Fox ha amenazado con "vetar" el presupuesto que le envió la Cámara de Diputados por que no corresponde a su planeación (y la desviación es importante). O "impugnarlo jurídicamente" que es un intento de lo mismo.

Recuerdo, como ya se lo recordaron varios diputados, que cuando asumió la presidencia Fox dijo "El Presidente propone y el Congreso dispone". En ese momento empecé a dudar sobre si había yo apoyado al candidato correcto (dudar no es asegurar, sigo pensando que es el menos peor) puesto que percibí una tendencia a "repartir responsabilidad" o de plano una falta completa de malicia política. Era una capitulación no pedida, como lo fue el permitir la marcha zapatista (que no resolvió nada) como lo fue el no saber gestionar el nuevo Aeropuerto Internacional del DF, como lo han sido tantas "iniciativas" que no pasan de papel gastado inútilmente.

Cuatro años después Fox pretende revertir esa "dinámica" (de alguna forma hay que llamarla) poniéndose muy gallito y diciendo que no va a permitir que se apruebe un presupuesto irresponsable. Me canso de buscar cobertura específica al respecto y no la encuentro, pura demagogia y escenas baratas. Tendrán que creerme, yo creo que Fox tiene razón pero así como "hace política" ni quién lo ayude.

En la cobertura noticiosa se presentó un hecho muy chistoso. En la defensa del presupuesto PRI-PRD (cuando el PRI se alía con el PAN los perredistas dicen "PRIAN" o sea que esta alianza es PRDÍ?) un diputado priísta por el estado de Durango tomó la tribuna y, al más puro estilo del "nacionalismo revolucionario" el tipo gritaba a voz en cuello que los "recursos que se han quitado de los ricos servirán para traer progreso a la comunidad de San Pedro Texmelucan (no fue esa, pero algo así) con la carretera que tanta falta hace". Sí, en nuestro México adorado siguen existiendo políticos, muchos, que piensan que el presupuesto es su patrimonio y que las asignaciones que se hacen son por su obra y gracia y no por la necesidad ponderada de manera adecuada. Siempre hay elementos discrecionales en la asignación presupuestal, pero una cosa es eso y otra el alarde abierto y cínico que por tantos años mantuvo al PRI en el poder.

Por no ver regresar a ese PRI al poder es que yo voto veto. Y Enrique también, por supuesto

Armando Samano lo opinó a las 7:31 p.m.

viernes, noviembre 19, 2004

¿Alguien quiere un regalo? 

    
Pensé que ver "Diarios de motocicleta" me movería otras fibras. No digo que no lo haya hecho, las expediciones 1999-2002 que hice por América Latina, aunque fueron de trabajo, me permitieron descubrir lo maravilloso del continente. Sí, me volví un latinoamericanista convencido y particularmente fanático de Argentina y Chile. Conocer España en el 2002 acentuó, pronunció la identificación.

En el verano del 88 antes de cursar mi último año de preparatoria trabajé como chalán de mi abuelo, que es albañil. Dos meses estuvimos tendiendo trabes, levantando columnas, pegando tabique y un colado, poniendo la cimbra, amarrando varilla. Pero yo aprendí un valor que no conocía: La valoración del trabajo. Es algo intuitivo, o instintivo. Se aprende en la industria de la construcción mejor que en cualquier otro lugar donde yo haya trabajado (y sí he rolado de varias cosas) aunque, en mi modesta opinión, la gente que permanece mucho tiempo en la construcción adquiere al "trabajo" como religión fundamentalista, o como vicio (o una mezcla de ambos, que son lo mismo y son igual)

Yo me lo gano. Fui mantenido por mis padres, relativamente bien mantenido. Muy bien, si se considera su origen. Pero cuando planta el trabajo la semilla dentro de uno se coloca en un lugar tan estratégico del bublo raquídeo que los regalos caen mal. Durante la película, el personaje del Che se encabrona con los empleadores de una mina en Chile por la forma en lal que tratan a los trabajadores, una forma a todas luces inhumana. Cuando uno necesita el trabajo para llevar frijoles a la mesa de los que ama, no es importante un vaso de agua antes de trabajar. Es importante que lo elijan a uno para trabajar.

Sé que lo que sigue puede ser muy racional y que permanecer "trabajando" es totalmente animal. No pretendo explicarlo. Los que tienen oportunidad, como yo la he tenido, de sentarse y pensar sobre los que trabajan, no tienen idea del privilegio que esos momentos representan.

Yo sólo quiero esos regalos, momentos para pensar en mi motivación a trabajar como burro. Porque ni agua me gusta que me regalen.

Armando Samano lo opinó a las 11:00 a.m.

martes, noviembre 16, 2004

Experimento genético 

    
Tengo otra hija. Se llama Guadalupe, tiene 23 años. La críamos entre mi madre, mi hermana Laura y yo. No hablo mucho de ella porque me gana la culpa. Primero, a mis 16 y sus 6, asumí gustoso el rol de "figura paterna". La llevaba a la escuela, le revisaba las tareas. Platicábamos de sus amigos, de sus maestras (una de ellas me gustaba). Cuando hubo necesidad pagué sus colegiaturas, varios años, no menos de 8. Y sus vestidos y su comida. Nada muy lujoso ni muy bueno. Clase media (media muy muy baja).

Hace 7 años la dejé. Las dejé a todas, pero más a ella, porque ella se quedó sin padre por segunda vez en su vida, a una edad en la que todavía le hacía falta. Laura dice que para ser nuestra primera hija, no nos salió tan mal. Yo tenía mis dudas. No que dudara de ella, es que simplemente, no le agarraba yo el sabor a Guadalupe. Su "role model" de los últimos años fue Daria, y con el mismo entusiasmo parecía vivir la vida. Lo chistoso para mí era ver a sus amigas, todas idénticas. La misma cara, los mismos gestos. Temía yo que se convirtiera en culturosa, le gusta pintar, dibujar, "el arte", cosas para los cuales la familia siempre ha sido malísima. Le insistimos y la convencimos, nunca sabré qué tanto, de que estudiara algo más "rentable". Decidió "Diseño de Modas e Industria del vestido". La fortuna que hizo mi padre, que no fue tanta pero tampoco poca, la hizo ahí, en la industria del vestido. Le tenemos confianza a dicha industria. Yo invertí con confianza lo que pude en sus colegiaturas. No me alcanzó la gasolina pero mi hermana Patricia entró al relevo. Total, Guadalupe terminó su carrera hace tres meses.

Con todo el miedo del mundo, miedo del cual yo no supe mucho, salió a buscar trabajo. Nos cansamos de regañarla durante la carrera y de decirle que tenía que conseguir trabajo mientras estudiaba. No quiso, no pudo, no supo. Lleva 3 semanas trabajando con un fabricante de abrigos para invierno, que al parecer tiene una especie de monopolio en las tiendas departamentales de México de tales prendas. De las diversas ramas de la industria, al parecer la sastería es la más complicada en términos "técnicos". Le paga un salario bastante bajo, pero es "para empezar", para "que vaya aprendiendo".

Patricia y yo hemos medido parte de nuestro éxito profesional en nuestras oportunidades, por trabajo, de viajar. Guadalupe se va a Montreal el viernes a "ver la moda" y ver qué puede piratearse y aplicar a sus diseños acá. En la familia Sámano Tapia estamos de manteles largos, porque esa es una señal importante de despegue profesional. Además, está logrando viajar por trabajo a una edad más temprana de la que lo conseguimos nosotros. Tengo confianza en que en el futuro seré menos pobre. Creo que, aunque me ha costado trabajo, he invertido bien los pocos recursos que he podido generar, ya veo que habrá temporada de cosecha en el horizonte.

Armando Samano lo opinó a las 9:27 a.m.

viernes, noviembre 12, 2004

Mis noticias 

    
Yo recuerdo cuando me aficioné a las noticias. Carter, Brezhnev y Paulo VI eran los líderes mundiales más mencionados. En México nos gobernaba López Portillo, el criollo nefasto. Y había, desde entonces, dos barbones cabrones que atraían titulares: Fidel Castro y Yasser Arafat.

Estamos hablando de 1978, yo tenía 7 años y no es que entendiera las noticias (ok, ok, sigo sin entenderlas), sino que me gustaba memorizar los nombres, así sabría más o menos de lo que hablaban los adultos. Nunca he aprendido lo suficiente del conflicto judío-palestino pero obvio que a los siete años nomás sabía que ese barbón era un cabrón. Al paso del tiempo he visto como el tipo pasó de ser un terrorista a un político (ahh!, perdón, es que en eso no hay diferencia) y, digamos, un líder moral en una lucha que, sin duda, tiene un aspecto notable: A los tipos les impusieron vecinos no deseados y además, que los gobernaran. De hecho, de muchos lados, sin deberla ni temerla, los expulsaron.

Nadie en su sano juicio, creo, puede negar al menos cierto grado de justicia en "la causa" palestina. Incluso en sus métodos de lucha, yo siendo un partidario de Sun Tzu + Gandhi, creo que no tenían más remedio.

Lo preocupante es la gente que idealiza al guerrero, el impacto social del luchador en las ideologías. La Jornada de ayer cabeceó a 9 columnas una muerte que llevaba 4 días anunciada. Es terrible que la sociedad idealice a quien sea (todos somos TAN humanos), pero que idealice al guerrero es el colmo de la imbecilidad. Es esencial superar el espíritu adolescente de la rebelión y la lucha. Carl Sagan hablaba de que vivimos una adolescencia tecnológica desde el punto de vista evolutivo como especie. No sólo es tecnológica, vivimos una adolescencia como manada, donde nuestros instintos combaten contra nuestro crecimiento, nuestro desarrollo con nuestras ganas de divertirnos (y por eso la oferta de espectáculo es el mejor negocio del mundo). No estoy seguro de querer vivir una edad adulta en la humanidad, pero sé que la adolescencia actual es complicada para un viejito como yo.

Sí, ayer fue mi cumpleaños, gracias a los que lo recordaron y dejaron mensajes y gracias especiales a conflictiva, a AM, a Yonder Lies It y a logovo por sus posts de felicitación.

Armando Samano lo opinó a las 9:10 a.m.

miércoles, noviembre 10, 2004

¿Para qué sirve Internet? 

    
Jimena tiene, como parte de sus rituales diarios, la costumbre de hacer una pequeña oración antes de dormir. Edith y yo hemos procurado inculcarle que, en lugar de "pedirle a Dios", le agradezca lo que ella crea que recibió ese día. Es un ritual bonito puesto que le permite repasar los momentos buenos del día.

Antier, lunes 8 de noviembre, la oración del día de Jimena fue la siguiente:

Gracias Diosito por todo lo que nos diste hoy, fue un día muy bonito, me divertí mucho en la escuela y en el trabajo de mamá y me dio mucho gusto conocer a Chris... a Semidios, porque aunque se llama Christián mejor le digo como se le conoce. Gracias Diosito por este y por todos los días que nos das

Sé que ya han de decir que ya chole con mi carnal. Ya logovo ha de estar haciendo unos relatos slash durísimos con nosotros. Para mí ha sido un gusto poder conocer a un tipo tan chido y poderme llamar, ahora sí (desde antes, pero ahora más) su amigo. Gracias "maese".

Armando Samano lo opinó a las 11:34 a.m.

lunes, noviembre 08, 2004

El Grid 

    
Todos tenemos nuestro plano cartesiano. Todos dibujamos nuestras coordenadas XYZ etc., para, uniendo los puntos, encasillar personas y situaciones: Pedro es bueno en los números, malo en los sentimientos, excelente en la cama y terrible con el dinero. Vamos midiendo las capacidades y los logros calificando siempre con respecto a nuestras métricas que son, necesariamente, nuestros alcances.

¿De qué es capaz la gente?, no en términos de plano cartesiano, no en términos de orillas, de finales de la escala. No quiero ni siquiera calcular el volumen del sólido en revolución ni el área bajo la curva... Quiero entender qué significamos incluye no sólo la medida sino la textura, la suavidad, la tersura, las filos, los cuchillos... tengo un poco de sangre en la mano y no sé cómo empezó a salir.

Armando Samano lo opinó a las 7:20 p.m.

viernes, noviembre 05, 2004

¿Qué fue? 

    
Vía Eduardo Arcos, que lo gankeó de Itzpapalotl creo que todos los que somos grillos debemos visitar y valorar Este Sitio (no se pierdan las FAQ, son hilarantes!). Así podremos saber el espíritu de qué fue lo que pasó.

Y en la guerra del tamal envuelto (de telera), aunque Maese Chango 100 hizo el corolario de la reducción al absurdo, Maese Semidios, dándome la razón, me ha derrotado por amplio margen, lean su joya de post.

Armando Samano lo opinó a las 1:50 p.m.

jueves, noviembre 04, 2004

Paradojas tamaleras 

    
A ver, a ver, camarada Semidios... en primer lugar, si el esférico soy yo (y eso es absolutamente inegable), usté sería el blogo? digo, para ir quedando cada quien en su lugar. Y ya entrando en materia:

Mire Maesito ito ito, de entrada sostengo mi dicho que la Torta de Tamal (bajada con atole qué, dicho sea de paso lo sirven a 120° centígrados de temperatura), es una barrabasada tan grande como viajar al pasado a darme un tiro a mi mismo, y tengo miedo maese, que la bola de chilangos un día creen una Torta de Tamal, que por su UNIVERSAL REDUNDANCIA creen una Paradoja y nos cargue la chingada a todos, pffff.

Su miedo es infundado maese, cualquier científico serio (como usté) sabe que el mundo está lleno de paradojas, pero que estas no se distribuyen uniformemente en la curvatura espacio-tiempo sino que se concentran en ciertos sectores. La Ciudad de México es, en efecto, uno de esos sectores de concentración de paradojas que ayudan a mantener el equilibrio universal:

Llamarle paradoja a la torta de tamal con atole es como decir que es una paradoja que los capitalinos fumen habiendo tanto smog en el aire, o que beban alcohol teniendo el sistema de agua potable con el que contamos, o que vivamos todos apiñados aquí habiendo lugares tan chiros como La Paz donde no nos piden pasaporte para entrar (o sí nos piden?)

Luego entonces, juzgar como paradoja lo que existe dentro de una paradoja es... por lo tanto... una paradoja?, noooo, es una explicación perfectamente racional.

Prosigue Semidios: Justificar que la Torta de tamal es una joya culinaria por el hecho de que tenga dos tipos de granos quesque muy chilos en la Historia Universal (la historia, huelga decir me vale mucho queso pues ya pasó, la cosa es ahorita)no me cuadra Maese, porque semejantes "Frankensteins" culinarios sólo surgen ante necesidades tan primarias como esta: HAMBRE, y ni me venga a decir que un wey que tenia un plato de birria, papas al horno, una coca cola de a litro iba a decir... -nel!! mejor no quiero eso, mira lánzate por unos birotes así jodidones y dos tamales pa llenarnos la panza de masa a la beis! -

Nope Maese, la Torta de Tamal es sólo un producto del ingenio mexicano (pobre) para llenarse la panza de uno de los ingredientes más "llenantes" de la comida mundial: la pinche harina. Cuando uno anda que se caga de hambre (o pedo también aplica)inventa cosas como cereal con coca cola, taco de salchicha con jamon en lugar de tortilla, tacos de chilaquil y otros sinsentidos.

Justificar la ingestión (irracional y sin conciencia) de la Torta de Tamal por su valor nutricional y por los inches grupos alimenticios que abarca y por la historicidad culinaria nomás no me suena como que los chilangos anden muy bien...


Maese, no justifico ni quiero decir que un plato de birria y unas papas al horno no sean un buen alimento pero... en qué puestito afuera del metro se puede dar uno el lujo de sentarse a chingarse un platito de birria? (que tembién, le recuerdo, se sirve a 120 grados) ni de chiste!!, jamás de los jamases!

Por otra parte, usté da en el clavo, obvio que la idea es juntar ingredientes llenantes! (desdendenantes, por cierto), cómo va a comparar un mísero takeshi de salchicha con jamón?, eso no llena nunca, además, no podría diferenciar esas madres, en cambio la harina de trigo bien refinada y la harina de maiz nixtamalizada son claramente identificables, es la belleza intrínseca de la torta de tamal, su variedad de matices harineros.

Y sobre la salud mental de los chilangos maese, cualquier cosa que diga sería reiterativa, nadie en su sano juicio podría vivir aquí, por eso todos estamos locos!


Ya por último dice Semidios: Habráse visto que ahora el único alimento capaz de dar energía es una inche torta de tamal, si la torta de tamal da energía pero en este caso el FIN no está justificado por el MEDIO, quitarme el hambre y darme energía con una Torta de Tamal (bajada con champurrado que, huelga decir a veces si cae un chorro en el comal se hace Hot Cake de tanta puta masa) es un absurdo igualito que quitarme un dolor de espalda dándome un tubazo en la espinilla;

Ahora que el alto gasto calórico de la desmañanada y el mañanero se puede compensar de formas mucho mas fáciles y claro está menos absurdas, y para lo aburrido qué le parece encender la Radio, ver porno en internet, chatiar o de plano sacarse la peluza del ombligo en lugar de alimentar su organismo con una orgía de masa multiharina? qué le parece? luego por qué la gente esta quejándose de subir de peso o andar tapados.


Maese, el equilibrio cósmico demanda que la ingesta de calorías provoque un esfuerzo similar al contenido calórico que se ingiere, por lo tanto la torta de tamal es ideal para no aumentar la entropía del planeta Tierra, ya que su digestión demanda cerca del 80% de las calorías que aporta. Si no fuera así, los chilangos seríamos muy trabajadores y no habría trabajo suficiente en el mundo para abastecernos. Así pues, mientras al parecer, consumimos muchas calorías, la realidad es que apenas nos sobran unas pocas para subsistir.

Y respecto a los desórdenes digestivos, los chilangos somos ya catalogados por varios científicos serios (tipo Jaime Maussan, ese gran prócer de la verdad) como "cucarachas humanas" y por lo tanto, nuestras capacidades digestivas están varios pasos adelante de la evolución del resto de la Humanidad. Nosotros somos el siguiente paso maese, nos ve a nosotros y está usté viendo el futuro.

Y como ya son las 3:20 acá me toca ya reponer las energías con unos buenos takeshis de guisado, chicharrón delgado, chicharrón prensado, chile relleno, lengua en salsa verde y, porqué no?, un buen tamal de chocolate como postre!, a su salud maese!

Armando Samano lo opinó a las 3:16 p.m.

Reductio ad absurdum 3.0 

    
Mi carnal Semidios me ha declarado la guerra. Él insiste que la torta de tamal (ingrediente básico de la dieta chilanga-defeña) es un sinsentido. Y que el desayuno completo (atole champurrado + torta de tamal) es el colmo de los absurdos.

Semidios dice que es absurdo "rellenar" harina con harina y luego "bajárselo" (expresión mexicana para indicar el líquido que ayuda al sólido a llegar mejor al estómago) con un atole champurrado que está hecho con... adivinaron, harina.

Aunque la blogósfera ya tiene un importante documento al respecto trataremos de darle a este debate un cariz más científico, esperando que los científicos serios que puedan leer esto validen nuestras hipótesis. (sí pues, algo así...)

Ejemplos de platillos que rellenan "carbohidratos con carbohnidratos" debe haber varios, no creo que la tradición chilanga sea tan única. Pero aquí lo importante es definir la experiencia del sabor que es lo que finalmente importa a la hora de comer (el digerirlo ya es problema "interno").

La torta de tamal tiene la virtud de combinar dos granos básicos en la Historia Universal, el trigo de la telera, refinado sí, pero doradito, con consistencia y el maíz del tamal, que debe ser recién hecho, calientito y con harina nixtamalizada poco o nada refinada. La torta de tamal combina el calor del tamal mantenido en baño maría con la sensación de "rapidez" que da el "comer una torta". Además, la telera facilita enormemente la portabilidad, puesto que la hoja del tamal (de plátano si es oaxaqueño o de maiz si es tradicional) evita que se requiera una mesa o un plato para ingerirlo (recuérdese la tradición mexicana de comer sin utensilios, ni platos ni cubiertos, vía el todopoderoso taco). En una ciudad donde uno toma normalmente dos horas para llegar de su casa al trabajo, esa cualidad es indispensable ante cualquier desayuno.

Por otra parte está el delicioso atole champurrado. La harina del atole quita la consistencia de la lactosa que suele ser algo babosa, y le da mayor capacidad de ser tragado por bocas que, a las 5 ó 6 am, suelen estar pastosas y desagradablemente ensalivadas por la desmañanada. El champurrado anula el efecto del exceso de saliva y consigue ayudar a la torta de tamal a llegar mejor arropada a su destino.

Si uno considera que la torta de tamal será la única provisión de energía que recibirá el cuerpo chilango hasta la hora de la comida (sí, de 6 am a 2 ó 3 pm) es necesario considerar el gran gasto calórico que representa la desmañanada, el mañanero, el largo desplazamiento, el aburrido inicio del día (donde casi nadie ha posteado), la presión de llegar a las 12 pm con la lista de pendientes intacta y tener que sacarlos todos antes de la hora de la comida. Entre todas estas actividades, considerando que la última ingesta es alrededor de las 20 horas del día anterior y que para la siguiente comida "formal" pasarán 18 horas, apenas se justifican las 1,000 calorías que contiene la torta de tamal + atole champurrado.

El reto está lanzado maese Semidiós, fumando espero su respuesta.

Armando Samano lo opinó a las 8:28 a.m.

miércoles, noviembre 03, 2004

Que no haya ilusos 

    
Para que no haya desilusionados...

Ayer en la tarde, después de trabajar "medio día" y de buscar dos horas alguna pista sobre el resultado de las elecciones, me fuí contento e ilusionado. Yahoo Finance reportaba, como nota principal, un descenso en el Dow Jones como resultado de las primeras encuestas de salida, que favorecían abrumadoramente a Kerry. Ningún otro sitio, portal, blog, o lo que fuera había dado tal relevancia al rumor, pero el dinero siempre sabe primero. Llegué a casa cantando la noticia y en el noticiero de Ciro Gómez Leyva, en el radio, me confirmaban la suposición gente "bien informada".

"Métete a Internet y publícalo" me dijo Edith. Algo así como la "blogprimicia". "No - le dije - capaz que lo salo". Lo dije con sinceridad, estaba yo convencido de que no fallaría y que Bush sería derrotado. "Mejor voy por unas películas, al fin traje el galán" (sobrenombre que le damos en la oficina al proyector Sony, porque está bastante guapo).

Llevé, para aprovechar el cine en casa, "The day after tomorrow", el conocido churro sobre el cambio climático. Me encanta la película, me gustan las referencias semi-científicas y la forma en la que intenta dramatizar lo increíble. Me gustó recordar los aplausos en el cine cuando los gringos cruzan el Río Bravo de "mojados" y cuando el "Presidente de México" negocia la condonación de la deuda externa latinoamericana a cambio de "abrir la frontera". Disfrutamos nuestro churro cinematográfico para relajar la tensión del segumiento: "Papá, a mí porqué no me interesa la elección?, Bush lo único bueno que ha hecho en su vida ha sido dejar de beber" Y ahí vienen las explicaciones sobre el papel de USA en el mundo, sobre la influencia económica de ellos sobre México y sobre cómo la familia ya resintió una vez esa influencia.

Jimena no quedó muy convencida, pero comprendió que sí era algo importante. Las jovencitas norteamericanas de 20 a 30 años son el sector poblacional que menos vota, menos del 20% del total posible, aún con Leo DiCaprio haciendo campaña por todo USA a favor de Kerry. A las 9 prendemos de nuevo la TV y lo que con tanta ilusión esperábamos no ocurrió. Cuando ví las tendencias en Ohio y Florida me quedó claro que no debe haber ilusos si lo que se quiere evitar son desilusiones. Hace 3 meses no me tembló el pulso para preveer este escenario tan desagradable. Lo que ahora no alcanzo a ver es qué pasará después de cuatro años de depredación sistemática y, ahora, con cierta legitimidad "democrática". En realidad, mejor dicho, confirmo que sí se aproximan horas oscuras en la Humanidad. No es el tono de este blog el agorerismo negativo, barato y ramplón. Espero que sólo sea un estado de ánimo mío.

Armando Samano lo opinó a las 5:22 p.m.

martes, noviembre 02, 2004

En el día de las elecciones 

    
Le comentaba anoche a Edi que necesito creer. Me he cansado de ver a los comentaristas hablar de que si Kerry y Bush son casi lo mismo y que si el imperio y que si la manga del chaleco. Me he cansado de leer a los medios serios sustentar con razones muy sesudas que Kerry debe ganar la elección, como si fuera un canto agónico de desesperanza. Y se me ocurrió que mañana, al confirmar que Bush ganó la elección, elegiría yo insultar a la mayoría norteamericana que hubiera votado por él con esta canción de REM, del Automatic for the People:

These bastards stole their power from the victims of the Us v. Them years,
wrecking all things virtuous and true.
The undermining social democratic downhill slide into abysmal
lost lamb off the precipice into the trickle down runoff pool.
They hypnotised the summer, Nineteen seventy-nine.
Marched into the capital brooding duplicitous, wicked and able, media-ready,
heartless, and labeled. Super U.S. citizen, super achiever,
mega ultra power dosing. Relax.
Defense, defense, defense, defense. Yeah, yeah, yeah.
Yeah, yeah, yeah. Ignoreland. Yeah, yeah, yeah. Ignoreland.

The information nation took their clues from all the sound-bite gluttons.
Nineteen eighty, eighty-four, eighty-eight, ninety-two too, too.
How to be what you can be, jump jam junking your energies.
How to walk in dignity with throw-up on your shoes
They amplified the autumn, Nineteen seventy-nine.
Calculate the capital, up the republic my skinny ass.
T.V. tells a million lies. The paper's terrified to report
anything that isn't handed on a presidential spoon,
I'm just profoundly frustrated by all this. So, fuck you, man. (Fuck 'm)
Yeah, yeah, yeah. Ignoreland. Yeah, yeah, yeah. Ignoreland.

If they weren't there we would have created them. Maybe, it's true,
but I'm resentful all the same. Someone's got to take the blame.
I know that this is vitriol. No solution, spleen-venting,
But I feel better having screamed. Don't you ?
They desecrated winter, Nineteen seventy-nine.
Capital collateral. Brooding duplicitous, wicked and able, media-ready,
heartless, and labeled. Super U.S. citizen, super achiever,
mega ultra power dosing. Relax.
Defense, defense, defense, defense. Yeah, yeah, yeah.
Yeah, yeah, yeah. Ignoreland. Yeah, yeah, yeah. Ignoreland.
Yeah, yeah, yeah. Ignoreland. Yeah, yeah, yeah.


Pero no, hoy creo que si alguien quiere protestar, que lo haga antes. Ellos pueden cambiar su destino y de paso influir en el nuestro. Hay grandes fuerzas en movimiento y uno solamente puede sentarse y jugar con el caleidoscopio. Ando como zombie con eso (sin referencias blogueras, por favor). Espero que los norteamericanos voten masivamente.

Armando Samano lo opinó a las 10:48 a.m.