There is no such thing as WOM

lunes, mayo 16, 2005

Traición 

    
La frase escrita en cartulina por un estudiante chiapaneco dedicada a Fox sigue retumbando por todos los pasillos políticos del país: "Traidor a la democracia" es una acusación muy grave. Es la acusación de la que están hechos todos los sueños de cambio del país.

Si el Presidente "se dejó llevar" por sus asesores en el caso El Encino y AMLO, malo por maniatado. Si él instruyó que se orquestara el complot y no pudo o quiso ver las consecuencias últimas de su caso, peor.

No es la primera vez que un país vive una escena en la que un espinoso asunto político se come la agenda pública por un año y se llega a nada. Hace 7 años, Ken Starr y Monica Lewinsky dieron a Hustler una lección de cómo hablar de sexo con la mayor precisión posible cuando se armó el "impeach" contra Clinton. Haber dicho mentiras era la acusación. Sus acusadores sabían que el juicio no procedería, pero el daño a la imagen pública de los demócratas condujo irremediablemente a la caída de Al Gore contra "W" dos años después.

No es este el caso de México, aunque en realidad El Peje no salió tan fortalecido como se esperaba de este trance. Ahora tendrá que organizar una campaña nacional con cuantiosos recursos puesto que, claramente, su popularidad no le alcanza para ganarle al PRI. Ahora, sin el buen pretexto del victimismo, deberá debatir, hacer propuestas, convencer al electorado de que es un "centrista" (así como Fox se dijo de izquierda durante su campaña) y no un radical. De todos los candidatos punteros, AMLO es con mucho el animal más político pero sin duda es animal. Creel es animal sin ser político y Madrazo es un político pero no un animal (estoy indeciso entre nombrarlo bestia o inhumano).

Es ahora quien más me preocupa. Si AMLO gana, pues ya veremos cómo le hacemos todos. Estamos demasiado cerca de EU para que se instale otro "chavismo" y los poderosos agentes económicos, nacionales y extranjeros, no permitirían un regimen así. No pasará de un sexenio más con crecimiento artificial y con el futuro hipotecado. Con esa conciencia habrá que trabajar muchísimo, para los años de vacas flacas.

Si Madrazo gana, el escenario es mucho más sombrío. Sabedores de que nada tienen seguro, los priístas sí que depredarían al país. No harían como antes, que dejaban "algo" para el siguiente. Arrasarían con todo.

No espero que esta próxima elección se convierta en una decisión binaria PRI-PRD. Creo que el PAN y, de alguna manera Fox, tienen todavía varias cartas qué jugar y podrían inclinar la balanza hacia alguno de los dos lados. Pero quedará para siempre la mancha de que les quedó grande el cambio. Que no hubo cambio político (ni hacia la derecha ni hacia la izquierda ni hacia adelante) y que, de esa forma, traicionaron las esperanzas que muchos electores depositamos en ellos. Es cierto que no debemos ni podemos esperar que los caudillos nos resuelvan todo. Pero es absolutamente necesario exigir que nuestros servidores públicos hagan bien su trabajo y su trabajo es conducir muchos aspectos importantes del país. Que no traicionen su trabajo.

Armando Samano lo opinó a las 8:35 p.m.